Maratón Valencia 2014. Fin de temporada y conclusiones

Con la maratón de Valencia pongo punto y final a la última de las carreras prioritarias de este 2014. Es hora de sacar conclusiones y empezar con nuevos objetivos que ilusionen.
La preparación para la maratón fue bastante larga en el tiempo, justo después de la Csp en mayo. Si bien era un objetivo prioritario para mi, también era una forma de mejora continúa como atleta, y eso lo he conseguido con creces, así que, a pesar de que la maratón no saliera como esperaba me doy más que satisfecho del “camino” realizado.
En mi novena maratón he aprendido igual o más que las anteriores y después de unos días de reflexión me apetecía reflejar algunos de esos pensamientos o conclusiones.

IMG_20141116_124946Más que una crónica con los tiempos y sensaciones en cada kilómetro me gustan más las crónicas que te enriquezcan como persona y/o atleta, así que espero que a ti lector también te sirvan estos pensamientos o conclusiones como digo:

  • Mentalízate, ante una prueba de tal magnitud es mejor que te prepares mentalmente para lo que te viene. Cuando ya no puedas más en la maratón esto será una pieza vital.
  • Si la maratón no ha salido como querías no hagas un dilema, busca el lado positivo, que seguro lo tiene.
  • Siéntete una afortunado solamente por el mero hecho de estar en la línea de salida, mucha gente ni tan siquiera puede hacerlo. Corre por tu madre, tu amigo, por aquella persona entre el publico que va en silla de ruedas o por aquel conocido que ni tan siquiera puede correr.
  • La maratón es una de las pruebas de fondo más exigentes y traicioneras del mundo del corredor, así que si no sale bien el día de la maratón no se acaba el mundo, habrás mejorado tu condición física para el futuro.
  • Antes de la salida ya tienes la marca en tus piernas, así que deja que ellas te lleven donde te toca, no esperes más.
  • Lleva un ritmo conservador durante toda la prueba, nada de cambios bruscos, y más a partir de la media maratón, donde cualquier “exceso” te llevará al abismo.
  • No te pares, has venido a correr una maratón, pararte significaría tirarlo todo por la borda.
  • No recortes, y menos al principio, lamentable lo de muchos corredores a los pocos kilómetros de iniciado el maratón. Ves por la línea azul, aquella que algunos nos ponemos nerviosos al ver impresa en asfalto.
  • Tómate una semana de recuperación, de mente y de cuerpo, después fíjate nuevos objetivos que te ilusionen.
  • No somos profesionales y disfruta con lo que haces.